Essam El-Hadary, el portero de Egipto, será el abuelo del Mundial. Con 45 años y cinco meses, será el jugador más veterano en la cita mundialista. El meta egipcio además, tendrá el honor de ser el capitán de su selección y el titular ante la lesión de Ahmed El-Shenawy.

Essam El-Hadary

Nació un año antes de Alemania 1974. Tenía 16 de edad cuando Egipto asistió a su más reciente Copa del Mundo, en Italia 1990. Superará la marca del colombiano Farid Mondragón, también guardameta, quien jugó en Brasil 2014 con 43 años.

Essam El-Hadary fue pieza fundamental para que su representativo nacional conquistara dos Copas Africanas de Naciones (2006 y 2008). Es todo un ídolo de la afición egipcia, al grado de que lo han apodado el ‘Buffon africano‘.

Essam El-Hadary

Deja un comentario