Leo Messi, en una entrevista concedida al diario Sport antes del Mundial de Rusia, fue claro con respecto a sus antiguos problemas con la Hacienda española.

Messi

“Tuve un año complicado en el momento en que tuve todo el lío. Fue duro. No llegué a la depresión pero sí que la manera en la que se me atacó, en la que se decían cosas de mí, de mi familia, de mi papá, de mi gente… Fue duro. Sobre todo de Madrid. Me sentí muy atacado. Tuve la suerte de tener el respaldo de mi gente de Barcelona, de Cataluña, del periodismo de aquí y eso me hacía estar un poco más tranquilo. Creo que era la orden: atacarme a mí, pegarme, aprovechar el momento de debilidad que estábamos pasando por lo que estaba sucediendo. Pasaba así porque yo sabía que era de Madrid” aclaró el futbolista en la entrevista.

Además de por sus problemas con HaciendaLeo Messi también reconoció que se está perdiendo “la apuesta por la cantera” y habló sobre una posible llegada de Griezmann: “No sé si es prioritario. Sí que estoy de acuerdo que para volver a ganar la Champions League tenemos que tener a los mejores jugadores y Griezmann es uno de ellos. Si el club lo puede traer, pues encantado. Yo no sé si es la prioridad. Ya depende de la secretaría técnica y del míster. Sólo digo que para ganar la Champions hay que tener a los mejores. ¡Y él es muy bueno!”. 

Por último, el delantero resta importancia a su papel dentro del equipo, alejando la teoría que asegura la existencia de la Messidependencia en la plantilla dirigida por Ernesto Valverde: “No, es una locura que el mejor equipo dependa de un jugador”. En cualquier caso, Messi advierte que si eso ocurriera “significaría que algo mal se está haciendo”.

Deja un comentario